martes, octubre 28, 2014

"La pobreza como política"



POR:JOSÉ VICENTE CARRASQUERO. 

Durante la semana que terminó el 24 de octubre, la Asamblea Nacional aprobó el proyecto de presupuesto de la nación para el año 2015. No es mi especialidad la economía. Por lo tanto, no me voy a detener en los aspectos técnicos del asunto. Quiero concentrar mi atención en lo que este evento configura desde el punto de vista político y social. 

Lo primero que podemos afirmar es que el proyecto de presupuesto es un anuncio tácito de que el gobierno seguirá apelando al desorden fiscal como forma de manejar las finanzas públicas. Bajo ese esquema, las autoridades imprimirán billetes a placer para tapar sus huecos fiscales. Eso quiere decir que aprendieron a vivir con la inflación y descubrieron que era favorable para su esquema de ir resolviendo sus cuentas sobre la marcha sin importar el perjuicio que le causan al pueblo en general.

Al escoger la inflación como mecanismo de llevar a cabo la ejecución presupuestaria, queda claro que el gobierno seguirá jugando a la disminución del poder adquisitivo del venezolano. El 2015, estará signado por un aumento vertiginoso de los precios y el consecuente deterioro del poder adquisitivo de la mayoría de los venezolanos. Eso quiere decir, que el ejecutivo piensa seguir en un gasto dispendioso, y que el pueblo deberá asumir la factura que ese comportamiento implica.

En una reciente entrevista, el ministro Rodolfo Marco Torres decía que la nación y PDVSA honrarían los pagos que se deben hacer este mes de Octubre. La declaración del funcionario es imprecisa y no se atiene a la verdad de lo que está sucediendo. El pago de la deuda no la está haciendo la nación y PDVSA, lo están haciendo los venezolanos. ¿Y cómo lo están haciendo? Asumiendo la escasez de productos, la imposibilidad de adquirir un vehículo, lo prohibitivo del costo de un pasaje de avión, viendo su salario convertirse en sal y agua y, como consecuencia de todo lo anterior, sufriendo un deterioro en la calidad de vida sin precedentes en los últimos sesenta años.

El presupuesto implica que el gobierno seguirá jugando al control de la economía a pesar del rotundo fracaso en esta materia. Años de fiasco no fueron suficientes para que los incompetentes en el poder aprendan de una vez por todas que los controles solo traen vicios insoportables como la corrupción, la escasez, el acaparamiento y la quiebra de empresas que no pueden digerir financieramente los dislates del gobierno.

Estos dos elementos, inflación y controles, permiten concluir que el gobierno ha decidido optar por la pobreza como política que marque el norte de esta gestión en el tiempo por venir. La gente que supuestamente había superado niveles de ingreso en los últimos años, aprecia como su capacidad de compra ha desaparecido. Ya sea porque los productos muestran precios inalcanzables, o porque teniendo el dinero, no existe el producto o el bien que se desea adquirir.

El empobrecimiento del venezolano es generalizado y es, sin discusión alguna, producto de un conjunto de políticas erradas según las cuales el gobierno piensa que puede seguir teniendo el control de la población.

Las encuestas ya muestran el descontento con la forma como se está manejando el país. Cuatro de cada cinco venezolanos piensa que el país no está bien. Una proporción similar piensa que el modelo económico no sirve. Lamentablemente, la dirigencia política oficialista hace caso omiso del clamor popular. Todo indica que el pueblo le pasará una factura que no podrá cancelar.

El empobrecimiento como política es la explicación de este malestar de la población. El gobierno prefiere satisfacer sus mecanismos clientelares de funcionamiento y no enfrentar las medidas económicas que saquen a Venezuela del marasmo que está padeciendo. Algunos piensan que el gobierno lo hace adrede y que la pobreza es un objetivo de su gestión. Otros creen que en el gobierno no hay gente capacitada para entender el problema que estamos sufriendo y tomar los correctivos necesarios.

En todo caso, la política del empobrecimiento está llevando al país al atraso. Todos los indicadores económicos y sociales así lo demuestran. Venezuela ve poner en riesgo su soberanía por una política que debilita a su pueblo y que por lo tanto pone en riesgo su sustentabilidad futura.

Lo cierto es que esta nefasta política de empobrecernos, más temprano que tarde le pasará factura a los insensatos que ocupan el aparato de gobierno.

@botellazo

 Fuente:http://www.noticierodigital.com/2014/10/la-pobreza-como-politica/

sábado, octubre 18, 2014

"La caída del precio del petróleo agrava la crisis económica de Venezuela"





"Caracas importa crudo de Argelia para proteger sus reservas de divisas"

"El Gabinete de Maduro ha pedido una reunión urgente de la OPEP"


POR:ALFREDO MEZA.

La noticia ha caído muy mal entre los opositores del presidente venezolano Nicolás Maduro. Según informó la agencia Reuters, Venezuela espera para el 26 de octubre un cargamento de crudo proveniente de Argelia. Varios analistas indican que ese envío, que aún no ha sido confirmado por la estatal Petróleos de Venezuela (Pdvsa), es una afrenta a la soberanía del país que cuenta con las mayores reservas de petróleo del mundo.

En realidad se trata de una tímida e insuficiente demostración de pragmatismo. El Gobierno venezolano ha tenido que acudir a esa medida de urgencia para tratar de recortar gastos en medio del descenso de la cotización de la cesta petrolera venezolana —el precio medio del barril de los distintos tipos de crudo del país, que cerró el viernes en 82,72 dólares, unos 65 euros— y la imposibilidad de incrementar la producción a corto plazo.

Venezuela produce crudos extrapesados en la faja petrolífera Hugo Chávez, localizada en el sureste del país, que, por su densidad, requieren ser mezclados con otros componentes para luego ser procesados en las refinerías locales. El elevado costo de la nafta, el diluyente que se está usando, pagado al contado, impactaba de manera significativa en las cuentas de Pdvsa. En este contexto de disminuidas reservas de divisas internacionales y de elevadas obligaciones fiscales, cualquier ahorro es bien visto.
Según Reuters, Caracas ha preferido firmar un contrato de suministro con Argelia —que exporta Saharan Blend, un crudo extra ligero más fácil de refinar— que le permite un alivio en sus cuentas y darle un respiro al flujo de caja de la estatal petrolera, que contribuye con 96 de cada 100 dólares que ingresa el fisco nacional.

Es una medida casi imperceptible para la población. Maduro se ha negado a incrementar, por ejemplo, el precio de la gasolina —que casi se regala— y otros derivados. El subsidio a ese combustible costó al Estado en el primer semestre de 2014, según cálculos de la firma Ecoanalítica, unos 14.592 millones de dólares, un 13,3% más que en el mismo periodo de 2013.

El Gobierno ha preferido entregar menos dólares al sector privado de la economía, que tiene deudas con sus proveedores, que han causado una creciente escasez, desde el papel higiénico hasta los medicamentos. En Venezuela rige un severo control cambiario desde 2003.

Las cuentas de Venezuela comienzan a exhibir la realidad del mercado petrolero mundial

En este escenario crítico el Gobierno ha dado otras muestras de pequeño pragmatismo. Pdvsa ha decidido recortar los envíos de crudo que no generan ingresos —como el acuerdo de PetroCaribe, que establece intercambio de petróleo por bienes esenciales para la economía local—. La producción petrolera local se contrajo en 195.000 barriles diarios en el segundo trimestre de 2014. Actualmente, según firmas independientes, roza los 2.700.000 barriles.

Maduro asegura que el Gobierno tiene “planes, para pasar cualquier situación así tiren los precios del petróleo donde los tiren, para sustituir y garantizar las divisas que necesita el país para el funcionamiento de la economía”.

El economista Francisco Faraco aseguró a este diario que para mantener el nivel de gastos del Gobierno requeriría de una cotización de 120 dólares por barril, algo impensable en el actual contexto.

Maduro solicitó una reunión urgente de la Organización de Países Exportadores de Petróleo (OPEP), que tiene previsto un encuentro el 27 de noviembre, para plantear recortes de la producción y evitar la caída de los precios, pero uno de los miembros más poderosos de la alianza, Arabia Saudí, no parece muy apurado y está dispuesto a aceptar el precio del mercado.

Además, hay una sobreoferta de petróleo debido al incremento de la producción a partir de esquistos (un tipo de roca) en EE UU, a la desaceleración del crecimiento de China y la cada vez más lenta recuperación de la eurozona.

Ante este escenario, el consenso de los analistas de la OPEP, la Agencia Internacional de Energía y el Departamento de Información Energética de Estados Unidos es que la demanda mundial de petróleo crecerá 1,2% este año, un crecimiento a la par con el de la oferta. Las cuentas de Venezuela comienzan a exhibir la realidad del mercado petrolero mundial. A fines de la semana pasada tenía poco más de 19.000 millones de dólares en reservas internacionales, el nivel más bajo desde octubre de 2003.

 Fuente:http://internacional.elpais.com/internacional/2014/10/17/actualidad/1413502704_182767.html

miércoles, octubre 15, 2014

"México horrorizado"





 EDITORIAL.
"México horrorizado"
"La desaparición de estudiantes en Iguala es ahora el mayor reto que afronta Peña Nieto"
 
El País.
 
La indignación que sigue creciendo en México a medida que se conocen nuevos detalles sobre la desaparición de 43 estudiantes en la localidad de Iguala está colocando al presidente, Enrique Peña Nieto, ante el desafío más importante al que se enfrenta desde que comenzó su mandato, en diciembre de 2012.


La venenosa connivencia entre el poder político local, la policía y el narcotráfico es un mal que aqueja a la imagen de México y a su estabilidad como sociedad democrática. De nada sirven los esfuerzos reformadores y el amplio consenso político para modernizar el país si no se ataja, sin ningún tipo de miramiento, una situación de violencia intolerable. Se trata de un auténtico reto al Estado y a la libertad de la sociedad mexicana, que no puede admitir la existencia de zonas del territorio nacional al margen de la ley en las que el chantaje, la impunidad, el miedo y la muerte son las normas que rigen sobre el ciudadano honrado.
El lugar al que está llamado México es la vanguardia social y democrática americana y global. Eso es incompatible con un país sembrado de entierros clandestinos cuyos cadáveres nadie sabe a quién corresponden: así ha sucedido con los 28 cuerpos hallados mientras se trataba de localizar a los estudiantes desaparecidos. Ninguno de estos 28 pertenece al grupo de los estudiantes desaparecidos, de modo que ya no hay 43 casos sin resolver, sino 71. Los ciudadanos se preguntan, con razón, cuántas personas más yacerán en todo el país mientras sus asesinos siguen impunes.
Mención aparte merece la organización política en todo este caso. La implicación de alcaldes y funcionarios muestra hasta qué punto la corrupción ha penetrado en las estructuras del Estado. Éste se encuentra en demasiadas ocasiones con que sus representantes locales dan su lealtad al crimen organizado y dejan desamparados, cuando no convierten en víctimas, a los mexicanos a los que se supone que deben representar y defender.
El hartazgo y la ira popular no pueden ser la respuesta a una situación tan terrible. Episodios como el asalto e incendio del Palacio de Gobierno de Chilpancingo no van a solucionar el problema. Al contrario. El crimen organizado busca precisamente el caos y el desorden para extender su poder. Es el Estado el que debe responder, y hacerlo con la fuerza de la ley y el respaldo ciudadano.

 Fuente:http://elpais.com/elpais/2014/10/15/opinion/1413395966_352406.html

domingo, octubre 12, 2014

"Marina Silva declara su apoyo a Aécio Neves para la segunda vuelta en Brasil"



(EFE).- La ecologista Marina Silva, la tercera más votada en las elecciones presidenciales del pasado 5 de octubre en Brasil, declaró hoy su apoyo al opositor Aécio Neves para la segunda vuelta, en la que el socialdemócrata se enfrenta a la mandataria Dilma Rousseff.

“Teniendo en cuenta los compromisos asumidos por Aécio Neves, declaro mi voto y mi apoyo a su candidatura”, afirmó Silva, quien obtuvo el 21,1 % de los votos en las elecciones del pasado domingo, en un pronunciamiento ante la prensa.

Silva puntualizó que su apoyo no se realiza a cambio de un acuerdo de Gobierno y lo hace como “ciudadana”, puesto que los partidos que la apoyaron en la primera vuelta ya han manifestado sus posiciones particulares.

Seis de los integrantes de la coalición han manifestado su apoyo a Neves, un partido minoritario abogó por la neutralidad y la Red Sustentabilidad, movimiento impulsado por Silva, que aspira a constituirse en un partido independiente, solo ha indicado a sus militantes que no voten por Rousseff.

La ecologista valoró los compromisos que asumió el candidato del Partido de la Social Democracia Brasileña (PSDB) en un manifiesto leído el sábado, en el que recogió varios principios defendidos por Silva durante la campaña electoral.

Silva dijo que entiende esos principios como “compromisos con la nación” y afirmó que suponen una “segunda carta a los brasileños”, en alusión al manifiesto con el que Luiz Inácio Lula da Silva logró tranquilizar a los inversores y ganar las elecciones de 2002.

En su manifiesto, Neves se comprometió con principios del desarrollo sostenible, con el mantenimiento de los programas sociales desarrollados por Rousseff y con antiguas banderas de la izquierda, que dijo que han sido “descuidados” por la mandataria, como la reforma agraria o la defensa de los indios.

En su discurso, Silva instó a “salir del territorio de la política destructiva y vengativa, que puede herir de muerte la democracia”.

“Debemos interrumpir ese camino que no es virtuoso y puede ser suicida y apostar, una vez más, en la alternancia de poder bajo la batuta de la sociedad, de los intereses del país y del bien común”, manifestó Silva, quien en la primera vuelta fue abanderada del Partido Socialista Brasileño (PSB).

En la primera vuelta Rousseff fue la más votada, con el 41,59 % de los sufragios, y Neves fue el segundo, con el 33,55 %, por lo que ambos se enfrentarán en la segunda vuelta dentro de dos semanas.

Según una encuesta de intención de voto divulgada el sábado por la empresa Sensus, Neves es el favorito para ganar las elecciones con un 58,8 % de los votos, frente al 41,2 % de la presidenta.

Esta es la primera encuesta que coloca a Neves en clara ventaja con respecto a Rousseff, puesto que los primeros sondeos realizados al comienzo de esta semana señalaban un empate técnico, con dos puntos de ventaja para el opositor. EFE

Fuente: http://www.noticierodigital.com/2014/10/marina-silva-declara-su-apoyo-a-aecio-neves-para-la-segunda-vuelta-en-brasil/

viernes, octubre 10, 2014

"Neves al frente numéricamente con un 46% de los votos contra el 44% de Rousseff".("...Es la primera vez que Neves aparece superando en números de votos a la presidenta").

 ¿Una ola o un globo?

Los sondeos le dan la victoria a Aécio Neves, ¿Indicarían estos primeros resultados que empieza a consolidarse la 'ola Aécio', o se trata de un globo que acabará por desinflarse?




POR:JUAN ARIAS.

Los dos sondeos de Datafolha e Ibope coinciden en un empate técnico entre los candidatos Dilma Rousseff y Aécio Neves, aunque el exsenador aparece al frente numéricamente con un 46% de los votos contra el 44% de Rousseff.

Es la primera vez que Neves aparece superando en números de votos a la presidenta. El candidato ha crecido más en los sondeos: 12,45 puntos, ya que había obtenido el domingo pasado 33,35%. Rousseff aumentó 2,4 puntos tras conseguir un 41,59% en la primera vuelta electoral.

¿Indicarían estos primeros resultados que empieza a consolidarse la ola Aécio? O ¿podría tratarse más bien de un globo que acabará desinflándose frente a la fuerza electoral de Rousseff y el Partido de los Trabajadores (PT), como ya ocurrió con la candidata Marina Silva? Es difícil hacer pronósticos en unas elecciones como estas cargadas de suspenso y sorpresas.

La pugna entre los dos candidatos no ha hecho más que comenzar. Correrá aún mucha agua por esos dos ríos hasta el día 26. Esperemos sólo que no corra sangre, como ha pronosticado algún diario, y que predominen las propuestas y soluciones ante unos electores cansados de guerras y polémicas personales.

En vista de los primeros programas de propaganda televisiva gratuita y por los discursos de ayer, todo hace imaginar que la pugna no será menos fácil y pacífica que la que hemos visto en la primera vuelta.

No es cierto que los brasileños, contra lo que a veces se escribe, hayan perdido el espíritu de las protestas de 2013 o que los electores no están interesados en los comicios porque piensan que todos los partidos y candidatos son iguales.

Todo hace imaginar que la pugna no será menos fácil y pacífica que la que hemos visto en la primera vuelta

Estas son las primeras elecciones de un Brasil más reflexivo y con un cierto miedo sobre su futuro, ya que los índices económicos son los más desfavorables de los últimos años. La presidenta y candidata Rousseff ha reconocido que es necesario cambiar algunas cosas en su gobierno y ha anunciado que será diferente del actual empezando por la selección del ministro de Economía, el talón de Aquiles de su gobierno.

En esta carrera hacia la conquista del Planalto, se equivocarían los candidatos si pensasen solo en la aritmética de los votos, algo que los electores pueden desbaratar incluso minutos antes de las elecciones. Se equivocarían si les ofrecieran lo que ya saben que no pueden cumplir, olvidándose de los sentimientos que agitan al electorado que se mueve entre el desencanto y la esperanza de que las cosas puedan mejorar.

El hecho de que los dos candidatos estén empatados al momento de iniciar la segunda vuelta, demuestra que el país sigue dividido en dos en su apreciación sobre qué candidato ofrece lo que están buscando. Revela que ese deseo de cambio lo podrían encontrar tanto en la candidata de la continuidad que les ofrece cambiar su equipo y esforzarse por completar lo que en estos cuatro años no consiguió realizar, como en el candidato que se ha enrollado en la bandera del cambio y ha recogido de los escombros del trágico accidente aéreo que terminó con la vida de Eduardo Campos, su último deseo de "no desistir de Brasil".

Aquel reto de Campos en su última entrevista a la TV Globo antes de ir al encuentro de la muerte, lo pueden hacer suyo los dos candidatos. Los electores decidirán en las urnas el 26 de octubre próximo quién les ofrece mayor seguridad de que serán capaces de hacerlo realidad.

 Fuente:http://internacional.elpais.com/internacional/2014/10/10/actualidad/1412910646_573960.html

martes, octubre 07, 2014

"Neves, el batacazo brasileño"("...se ha convertido en real opción de poder ante una Dilma Rousseff...")



POR:ROBERTO GIUSTI.

La sorpresa en el resultado de la primera vuelta de las elecciones brasileñas no es el triunfo parcial de la presidenta Dilma Rousseff. Tampoco lo es la derrota definitiva de la candidata socialista, Marina Silva, cuyo triunfo,  hasta hace un mes, parecía inevitable. Ni siquiera podría considerarse como sorpresivo el resurgimiento del hasta entonces tercero en discordia, el candidato del Partido de la Social Democracia Brasileña, Aécio Neves, porque en los últimos días de campaña las encuestas reflejaban la tendencia creciente de su hasta entonces alicaída opción.

La verdadera sorpresa es que el exgobernador de Minas Gerais, un economista de 54 años con pinta de galán maduro, se ha convertido en real opción de poder ante una Dilma Rousseff quien, durante la primera vuelta, descargó toda su artillería verbal en contra de Marina Silva. Para la segunda y según algunos analistas, la mayoría de los votantes de la exministra del Ambiente (algo menos del 22%), se decantarían por un Neves que no entró en el duro combate protagonizado por las dos mujeres.

Sobre Rousseff pesa una recesión económica que, eventualmente (y aquí Neves ha puesto el énfasis en su discurso propositivo) afectaría los programas sociales (Bolsa Familia) que habrían sacado de la pobreza a  30 millones de brasileños. A su juicio es necesario "limpiar el Estado" y adelantar un cambio, en las políticas económicas, que permita recuperar el crecimiento y asegure la continuidad de los programas sociales.

Pero en caso de que gane Neves el próximo 26 de octubre el cambio en política exterior sería determinante y sobre todo en el caso del gobierno venezolano. Mientras las relaciones de Rousseff y de Lula con el chavismo han sido de acercamiento, mutua complicidad y estrategias conjuntas, Neves ha sido contundente al criticar la violación de los derechos humanos en nuestro país y señalar que se impone, por parte del  gobierno brasileño, una posición "firme y equilibrada" que facilite el diálogo y una salida democrática. Una postura ante la cual ha permanecido distante y complaciente una señora Rousseff cuya lánguida pasantía por el gobierno ha carecido del buen juicio de un Henrique Cardoso, quien echó las bases del crecimiento económico y de un Lula que lo aprovechó para disipar la ahora amenazada creación de una nueva clase media brasileña.

@rgiustia
Fuente:http://www.eluniversal.com/opinion/141007/neves-el-batacazo-brasileno